El Arte hermosa y el Arte sublime por Rosângela Vig

También se puede escuchar este artículo en su propia voz artista Rosangela Vig:

Rosangela_Vig_Perfil_2
Rosângela Vig es Artista Visual y Profesora de Historia del Arte.

Por las manos del artista, el espacio en blanco se está convirtiendo poco a poco. Primero llenar las formas, después las colores y el arte se estar delineando por las imágenes, fruto de un pensamiento, de un mundo y un tiempo. Allí quedaron las impresiones, sensaciones y momentos, que nunca se puede repetir. El autor, cabido la libertad y la audacia para crear, para establecer los estilos que han marcado épocas. El espectador, cabe se encantar, extasiarse o asombrarse contra del obra de arte.

Flamenco en Rojo y Negro
Flamenco en Rojo y Negro de Rosângela Vig

A través de la contemplación, el Arte tiene la capacidad de despertar en la persona sentimientos, frutos de este juego que el artista dejó. Aunque no es aquí una definición completa de la contemplación, ya que se extendería demasiado, se puede decir en pocas palabras que es lo mismo como si sumergido en el trabajo. Más que eso, lo revela, darse cuenta de sus olores, el calor o el frío y las texturas de las cosas allí dispuestas, como si fueran reales, como si pudiera tocarlas. Así el espectador deje que su sensibilidad aflore en el trabajo expuesto allí y le permite ser tomado libremente por las sensaciones que se desencadenan en su ser. Tales impresiones proporcionadas por la Arte, y aquí me refiero a la "grande Arte", pueden producir en la persona sentimientos relacionados con la belleza o con la sublimidad.

Kant, Filósofo del Siglo de las Luces, define los dos términos con bastante claridad, como sigue:

Castillo en Perugia
Castillo en Perugia de Rosângela Vig

La noche es sublime, el día es hermoso. (…) El día radiante infunde una activa diligencia y un sentimiento de alegría. El sublime conmove, el hermoso encanta, la expresión del hombre dominado por el sentimiento de lo sublime es seria y, por vezes, fina y embrujada. El sublime presenta, por su vez, diferentes caracteres. Por veces se acompaña de un cierto horror, o también melancolía; en algunos casos, simplemente una inquietante calma y en otros un sentido de belleza acerca de una disposición general sublime. (KANT, 1942, p. 6 – 7).

Cidade Derretida
Cidade Derretida de Rosângela Vig

Mientras la obra hermosa lleva al un entendimiento ilimitado, el obra sublime conduce a la razón pura, lo que el autor denomina alcanza la totalidad de comprensión. El trabajo hermoso tem el poder de encantar, por la simplicidad y el sentido de la tranquilidad, es encantador y bucólico; agrada a los sentidos, por la pureza y la simplicidad. La impresión dejada en el individuo, en la contemplación de una obra sublime, por su vez, puede ser representada por el terror, por la desolación, por sentimientos desagradables pero también por los agradables, puede dejar estupefacto por el asombro, por un sorpresa o por estupor. Mientras que el hermoso es tranquilizador, el sublime es inquietante.

Recibe noticias de Ferias y Eventos en general en nuestro grupo de Whatsapp!
*Solo publicamos en el grupo, para que no haya spam! puedes venir tranquilo.

Café París
Café Paris de Rosângela Vig

El sublime puede por ejemplo, verse en forma cruda tallada en la obra cubista, cuando expones a otra dimensión, donde los ángulos, formas y colores se asocian, en una especie de perfección estética invertida, conectado a la grandeza y posibilidades de interpretación. Lo mismo se dice de las obras de imitación de la realidad como Las Meninas, de Velázquez, de 1656, que permite al espectador a un sinnúmero de interpretaciones acerca de las personas presentadas, de cómo el fotógrafo se colocó en la obra y todavía, con respecto a los objetos presentados. Hay que recordar, sin embargo, el término Arte, mencionado aquí, tiene como el ejemplo, la pintura, sino que incluye otras formas en que los seres humanos encuentran a exteriorizar sus pensamientos y sentimientos, que incluyen la Escultura, la Literatura, la Música y la Arquitectura, por ejemplo.

Iglesia en Santiago
Iglesia en Santiago de Rosângela Vig

Mientras la idea de la infinitud y de magnificencia sobreponerse en lo sublime, mediante el disfrute del objeto artístico, al hermoso, caber las sensaciones placenteras que un objeto tal provocó en la persona. En ambos los casos, sin embargo, hay que destacar, hay una relación intrínseca de tales impulsos con un gusto por la obra, que cada uno será especialmente. Esto, por su vez, no siempre está conectada a la forma presentada o algún conocimiento a priori o a posteriori, pero un conocimiento empírico, relacionado con la facultad de la imaginación, que es subjetiva. Y, aunque la apreciación del gran Arte sea adversa, el espectador tiene que ser con el espíritu tan libre como la del autor, para entender su significado y extraer nuevo conocimiento capaz de transformar su propio ser. Él necesita su alma está abierta, hacia lo desconocido, para el nuevo que, aunque pueda ser contrario a sus conocimientos, puede proporcionar erudición, capaz de mejorar su ética y su carácter. El Arte Permitelo.

Palacio de los Marqueses de Frontera
Palacio de los Marqueses de Frontera de Rosângela Vig

Obras de Arte de Rosângela Vig, exaltadas en el artículo:

Te Gustó?? [poner de relieve]Deja un comentario![/poner de relieve]

Referencias:

  1. KANT, Immanuel. El Bello y lo Sublime. Pôrto: Livraria Educação Nacional Ltda., 1942.

También te recomendamos:

Relacionados:

24 pensamientos sobre "El Arte hermosa y el Arte sublime por Rosângela Vig”

Deja un comentario

×